Mente en verde

El fin de semana pasado decidí darme un buen descanso y me fui de paseo ecoturístico al viejo Peñol.  Al llegar al lugar donde nos íbamos a hospedar, los que iban en plan de rumba aplacaron sus ganas porque aquel lugar no inspiraba más que tranquilidad y paz interior.  Estuve tan rodeada de sol, nubes, agua y mucho verde esos dos días que al llegar el lunes a mi lugar de trabajo mi mente todavía seguía allá con el paisaje enmarcado en mis ojos como una postal.

 

Y hoy, a penas a mitad de la semana, ya cansada un poco del trajín y de querer hacer de todo en tan poco tiempo, me siento contenta, podría decirse que feliz porque estoy en paz conmigo misma y con los que me rodean.

 

Atrás han quedado los rencores, los temores de encontrarme de nuevo con esas personas que alguna vez me hicieron daño a propósito.  Lejos de mi ha quedado la desazón de no ser perfecta, que me miro al espejo y me amo hasta las pecas, que no siento vergüenza ni culpa de decir “no” cuando alguien llama a mi puerta pensando que yo soy capaz de resolverle un problema o de encargarme de un proyecto, que ya es suficiente con los que tengo y que el que mucho abarca poco aprieta.

 

Mientras el día a día me entretiene la mente con mis clases de francés, inglés, ingeniería, el cine, la literatura, la música y los talleres que dicto, mi mente sigue allá observando el paisaje verde y me serena.

 

¿Qué más le puedo pedir a la vida en este momento?

Anuncios

5 Respuestas a “Mente en verde

  1. Luego paso a leer con calma, pero celebro la vuelta a la lectura pública de tus entradas.

  2. Qué bien que se te ve, o al menos eso es lo que trasmites.

  3. Prinpo: Eres bienvenida en cualquier momento. Yo también estoy contenta de haber regresado.

    Barrenado: Yo soy muy auténtica, nunca he sido capaz de fingir o de aparentar lo que no soy o lo que no siento. Lo que se nota es lo que es y se transmite. Gracias por pasarte por acá, te mando un abrazo.

  4. Este momento es para atesorarlo porque de estos está hecho la más pura y simple felicidad.
    Ojalá me vaya tan bien como a ti en el viaje que emprendo este fin de semana.

  5. Prinpo, estás en lo cierto, es la más pura y simple felicidad que me brota por los poros y se refleja en mi sonrisa… Luego me cuentas cómo te fue en el viaje.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s