INDEPENDENCIA

El próximo 20 de Julio se celebra en mi país El Día de la Independencia ocurrida en 1810 en Santa Fe de Bogotá. De toda la historia de mi país, ésta es quizá la que más me llama su atención debido a la forma como ocurrieron los hechos. He aquí una partecita de la historia del día viernes 20 de julio de 1810:

“Aquel viernes, día de mercado, la ciudad de Santafé era el escenario donde confluían campesinos procedentes de diversos sitios aledaños a la ciudad, como la Peña, Egipto, Belén, San Cristóbal, Usaquén y La Calera. Cargados con sus habituales mercados regateaban con los santafereños los precios de sus tradicionales cosechas y animales de cría. La  Bogotá de entonces no tendría más de 20.000 habitantes y sus límites los marcaba por el norte con San Diego y Chapinero, al sur Las Cruces; al oriente, Egipto y al occidente, La Capuchina.

En los costados de la plaza mayor estaban dispuestas las construcciones del establecimiento político colonial: la cárcel, la casa de los alcaldes ordinarios, el cabildo, la escribanía y archivo, y la casa privada del virrey. En la esquina de la calle Real con 11 tenía su casa y negocio uno de los protagonistas de la reyerta del 20 de Julio de 1810 entre criollos y chapetones. Era José González Llorente, gaditano que llegó a Cartagena de Indias en 1779. La fortuna que hizo allí con el comercio le permitió trasladarse definitivamente a Santafé a comienzos del siglo XIX.

En la ciudad se le identificaba políticamente por sus afectos al soberano y sus ideas realistas. El día de los hechos, según lo relata Acevedo y Gómez “…fue don Luis Rubio a pedir prestado un ramillete a don José González Llorente, comensal del fiscal Frías; Llorente le negó con excusas frívolas; se le dijo que era para disponer la mesa que se le preparaba en obsequio del diputado regio don Antonio Villavicencio y respondió que se caga en Villavicencio y en todos los americanos; al momento que pronunció estas palabras le cayeron los Morales, padre e hijo; se juntó tanto pueblo, que si no se refugia en casa de Marroquín, lo matan”.

Mueran los chapetones, cabildo abierto, fue la consigna del día, y José María Carbonell, el líder de los ‘chisperos’. Entre tanto los criollos como Camilo Torres prepararon la batalla política, que debía culminar en la conformación de una junta de gobierno. José Acevedo y Gómez condujo la conformación de la Junta Suprema de Gobierno que sustituiría al virreinato.

El papel del virrey Amar y Borbón en el contexto de los hechos del 20 de Julio fue sintetizado por el periodista e historiador Arturo Abella: “Las etapas se habían cubierto casi en horas: de cabildo extraordinario a cabildo abierto; de cabildo abierto a junta suprema; de golpe contra el virrey a nombramiento simbólico de presidente de la junta; de visita al ex virrey para que prestara juramento, a orden para que concurriera a escuchar -por fortuna era sordo- un bando que desde el balcón del cabildo se leería al pueblo; de ‘traslado’ de la casa a su primera detención y de ésta a la cárcel con grillos; no cabía otra acción: expulsar cortésmente a los símbolos de la tiranía española y empezar a romper las ligaduras de los criollos con los peninsulares”.

Los hechos del 20 de Julio estuvieron lejos de ser un motín o insurrección espontánea, como aquellas que habían caracterizado la vida política colonial. Fue un plan previamente dispuesto por los criollos que en reuniones sucesivas en casa de Acevedo y Gómez, y luego en el Observatorio Astronómico cuyo director era  Francisco José de Caldas, acordaron maquiavélicamente la manera de desencadenar los hechos. “

Hasta hace algunos años, la celebración de la Independencia no tenía un significado mayor a del vestirse con el uniforme de gala, asistir a un desfile y finalizar la tarde chupando paleta de agua en compañía de las compañeras.  Nunca entendí la contradicción de lo que me decía la profesora de sociales y lo que veía en la calle ese día: Pocas casas sacaban a relucir sus banderas tricolores y el día no tenía sabor a fiesta, aunque en mi casa siempre hubo bandera y escudo colgados a un lado de la puerta.

 

Poco o nada sabía de política en ese entonces y mi orgullo patriótico quizá me era indiferente.  Han pasado años, ahora mismo, poco o casi nada se de política porque es poco lo que me interesa; en realidad, decir que se de política me queda grande pues he aprendido que con el conocimiento hay que ser humildes y que hay que reconocer que tan poco se sabe de algo.  Incluso, así maneje muy bien las ecuaciones y posea excelentes habilidades para entender enunciados de problemas, no está demás de prepararse un poco antes de decir: “¡yo se!”.

 

Pero entonces ahora que veo las cosas de otra manera, que amo esta tierra linda donde yo nací y que he conocido un poco con mochila la hombro, me visto de colores de la bandera, no sólo el 20 de julio, sino cada vez que de hablar de Colombia se trata. Gracias a la liberación de los secuestrados nos hemos llenado de un gran optimismo, esta vez la fiesta tendrá otro sabor, un sabor a libertad y a esperanza.

 

Y aunque cada año en lo personal, la celebración de la Independencia es el comienzo de otra de las celebraciones más importantes para mí en el año, ésta vez voy a gozármela completa este donde esté, lastimosamente no marchando con mi camiseta tricolor ni asistiendo al concierto de cierre, aunque acompañaré la marcha de corazón.

 

AAAYYYY QUE ORGULLOSA ME SIENTO DE HABER NACIDO EN MI PATRIA!!!

Anuncios

2 Respuestas a “INDEPENDENCIA

  1. Antes de nada, un saludo ya que es la primera vez que entro en el blog (como casi siempre a través de otros blogs que visito).
    No sé si debería comentar justo este post ya que soy español 😀 😀 , del sur de España. Me encanta el sentimiento de orgullo que expones de haber nacido en tu país y de amor a tu tierra. Los españoles hemos tenido durante muchos años una especie de vergüenza a demostrar esos sentimientos (probablemente por haber vivido tantos años de dictadura) y sólo ahora empezamos a dejar que salgan a relucir.
    Sólo decirte que los científicos son (solemos) ser muy cautos al hablar de cosas de las que no sabemos mucho, pero eso no es óbice para que demos nuestras opiniones sobre la política. De hecho manifestarse orgulloso de ser de un país es una postura política 😀
    Me ha gustado mucho el texto que has puesto sobre la pequeña historia de aquel día. No lo conocía y he aprendido con él. Gracias.

  2. Libertad e Independencia

    hablás de liberación de rehenes, de libertad e independencia y vivís en un país gobernado por los estados unidos, con un presidente monigote, plagado de violencia e inseguridad en las calles. mi pais no es para nada mejor que el tuyo, y lo que digo del tuyo es porque estuve mucho tiempo viviendo allá. deberías hablar de esas cosas también, y no sólo vender el discurso nacionalista y patriotico que enseñan en las escuelas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s